Naturaleza

La Interoceánica Sur es una de las carreteras más biodiversas del mundo, y en ella, SURVIAL atraviesa varias zonas de vida diferentes, como el desierto costeño, en ocasiones formado exclusivamente de arenas y dunas como Cerro Blanco y, en otras, de huarangos, espinos y cactus que resisten la sequedad de ese lugar. En la puna, en cambio, los amplios y horizontales paisajes acogen camélidos, vizcachas, una gran diversidad de aves y una vegetación formada principalmente de ichu y matorrales.


Los valles interandinos, como el de Lucanas, Chalhuanca, Curahuasi o Limatambo comparten semejanzas y diferencias notorias. Algunos, como los dos primeros son estrechos, secos y ricos en agricultura, los otros dos son amplios, verdes y luminosos. Entre ellos la sierra asoma con sus nevados y sus cerros cubiertos de vegetación que, algunos, como el Salkantay, son apus sagrados en la cosmovisión andina, ofreciendo ricas experiencias de aventura.


Por ello, la carretera SURVIAL recorre varias áreas protegidas. En la costa del Pacífico la Zona Reservada de San Fernando cuida a guanacos y cóndores, en la puna, la Reserva Nacional Pampa Galeras tiene la mayor población de vicuñas del Perú, y junto a Abancay asoma entre las nubes el Santuario Nacional Ampay, donde abunda una rara conífera prehistórica, la intimpa o podocarpus, entre venados y osos de anteojos.